Biología, Opinión, Universos

Clonación de Zhong Zhong y Hua Hua

¿Quién no conoce a la pequeña y adorable Dolly, esa oveja que nació del fruto de los avances científicos? Pues bien, esta semana se ha vuelto a lograr. Desde el Instituto de Neurociencias de Shanghái, anunciaron la exitosa clonación de dos macacos (Macaca fascicularis) por medio de la técnica que emplearon con la famosa oveja.

Es sabido que, desde hace años, la clonación es una técnica que se encuentra a la orden del día y nosotros ni siquiera nos “preocupamos”. Esto ocurre básicamente porque los animales que se han clonado han sido ovejas, vacas, ratones, cerdos, gatos, perros… como señala Rodriguez-Osorio en su review publicada en 2012. Las preocupaciones y las alarmas saltan, como no, cuando vemos que se van acercando cada vez más a nosotros, cuando nos damos cuenta que… si están clonando ya monos, poco les queda para hacerlo en humanos.

En cuanto a la técnica empleada, se conoce bajo el nombre de SCNT  (transferencia nuclear de células somáticas por sus siglas en inglés). Fundamentalmente se basa en tomar un óvulo, extraerle su núcleo e implantarle otro procedente de una célula somática.

Dolly fue el primer mamífero clonado a partir de una célula adulta en 1996, es decir, la célula de la que provenía había atravesado por el proceso conocido como especialización celular.  Concretamente, se trataba de una célula de la glándula mamaria de otra oveja. Esto supuso una gran novedad, ya que se creía que este tipo de clonación tan solo podía llevarse a cabo a partir de células embrionarias, es decir, sin especializar. Dolly padeció de artritis y en 2003 fue sacrificada debido a que desarrolló una enfermedad pulmonar.

Como explican en el paper publicado en cell, Zhong Zhong y Hua Hua, nombre con el que han sido bautizados los macacos, han nacido a partir de la técnica SCNT usando tanto  los fibroblastos del mono fetal, como células procedentes del cumulus oophorus (células que rodean el óvulo) de las mono hembra adulta. Esto produjo descendientes de mono con ADN nuclear de la célula donante y ADN mitocondrial del ovocito donante. Los monos supervivientes fueron finalmente los procedentes de los fibroblastos fetales.

A parte de la gran controversia que ha generado el haber clonado animales tan cercanos a los humanos, muchos expertos (como Robin Lovell-Badge, director del grupo en el Instituto Francis Crick, Londres) critican el hecho que  se hayan necesitado más de 100 embriones para lograr tan solo 6 embarazos de los cuales únicamente 2 han sido exitosos.

Según el director del Instituto de neurociencias de Shanghái, la creación de monos clonados es puramente con fines de investigación y para realizar pruebas de fármacos. En ningún momento se ha planteado trasladar esta técnica de clonación a los humanos, entre otras cosas porque “la sociedad no lo permitiría”.

Nosotras dejamos el debate abierto, ¿qué pensáis respecto a la noticia? ¿creéis que esta técnica acabará siendo utilizada en humanos?

Encuentra estos términos en el Glosario:

2 comentarios sobre “Clonación de Zhong Zhong y Hua Hua

  1. Respecto al debate, creo que es muy posible que algunos intenten abrir la vía en un futuro de experimentar y clonar a humanos. Tiemblo solo de pensarlo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *